Entrevistamos a MamiRebelde

Hoy entrevistamos a Mami Rebelde, un blog sobre la maternidad en el que podemos encontrar posts con opiniones personales sobre diferentes temas relacionados con la crianza.

Si tuvieses que elegir el post más divertido de tu blog, ¿cuál sería?
Eres una madre rebelde

¿Nos cuentas un chiste?
- Mamá, mamá, en el colegio me insultan
- ¿Quiénes? 
- Los veganos 
- ¡¡Me cago en sus huertos!!

¿Cómo es un día normal? ¿Te levantas perfecta con una sonrisa y te preparas unas tostadas con aguacate y té cosechado ecológicamente o das más miedo que Hulk recién levantado?
Hulk huye de mí por las mañanas... 😜


Si te dijesen que eres inmortal y que ninguno de tus actos va a ser castigado, ¿qué sería lo primero que harías?
Pero seguiría teniendo mi conciencia, no? Jajaja, así que difícil, pero una noche loca con Jason  Momoa no estaría nada mal... 

Si tuvieras un superpoder, ¿cuál sería?
Teletransporte 

¿Cuál es la mayor guarrada que ha hecho alguno de tus hijos?
Coger el bote recién comprado de champú y también…

Anécdotas: El caracol

Ya está aquí la sección más divertida del blog: ¡las anécdotas de Pupi! ¡Bravo! ¡Si! ¡Yuju! (Vale, ya paro) Pues veréis, estos días está lloviendo bastante y de camino al parque hay mucho caracoles y Pupi decidió coger un caracol chiquitín muy mono.

Ella iba supercontenta en su triciclo con su caracol, mirando el río y haciéndome saber que el río llevaba agua:

_ Mamáaaa, agua!

_ ¿Quieres agua?

_ ¡¡Agua!! (señalando el río)

_ Ah si, muy bien. Agua.

2 minutos después...

_ Mamáaaaa, ¡agua!

_ Si, el río lleva agua.

2 minuos más tarde
_ Mamáaaaaa...

_ Siiii, agua.

_ Mamáaaa aaaaaahhhhhh

_¿Qué pasa?

_ Ahhhh ahhhhhh Ahhhh (se señala la mano)

_ Ui, mira, el caracol se mueve

_ Ahhhh (Llorando)

_ Vale, ya te lo quito.

Durante varios días estuvo contando su gran aventura con el caracol que casi se la come a todo el mundo, una cosa así, más o menos: ahh guchidi col, eee col, bug jug ano, col, ahh (Todo esto señalando en su brazo el recorrido que hizo el caracol).

Y esto es todo amigos. He de confesar que en esta casa están prohibido los caracoles, ahora son malos, muy malos. ¿Cómo se les ocurre ponerse a pasearse por el brazo de Pupi así como así sin permiso? Esto no volverá a pasar. Ni un caracol más. Nunca más.





Comentarios